119. Menestra (según la receta de mi abuela -1h 30min-)

Antes de que caduquen (jijiji) esos hermosos guisantes que compramos el otro día, vamos a utilizarlos para preparar este magnífico plato que nos va a servir para: entonar el cuerpo en un día frío como hoy, ayudarnos a comer un poco más sano y limpiar nuestra conciencia si hemos cometido excesos durante el fin de semana 😉 Con esta triple misión y sin más dilación, vamos a ponernos manos a la obra con el plato, que hoy es un poco más entretenido que de costumbre. Mi abuela, quien me enseñó a cocinar este plato, diría que “no tiene nada” (de trabajo, se refiere) pero solamente limpiar y picar las verduras ya os llevará un ratito, así que os recomiendo poneros una música agradable para hacerlo más ameno, jejeje.

¡Vamos allá! Para dos raciones de menestra de verduras vais a necesitar:

  • 100 gr de guisantes con vaina (los que nos sobraron tras preparar los Guisantes salteados con huevo mollet)
  • 1 huevo
  • 2 alcachofas (si váis al mercado no os van a poner pegas por pedir dos, seguro)
  • 115 gr de judías verdes (comprad un poco más, hasta llegar casi a 200 gr, que las usaremos para la siguiente receta)
  • 100 gr de tomate (aprox uno pequeño)
  • 80 gr de zanahoria (de las que nos sobraron tras preparar el Vitello Tonato)
  • 100 gr de champiñón (si compráis un poco más, os recomiendo que le deis salida con nuestra receta de carpaccio de champiñón, una receta muy fácil y muy sabrosa).
  • 100 gr de cebolla, limpia
  • 1 diente de ajo
  • 5 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
  • 1 cucharadita, de las de moka, de harina.
  • ¾ de cucharadita, de las de moka, de pimentón
  • ½ hoja de laurel
  • 400 ml de agua
  • Sal

Para preparar la menestra, lo primero que debemos hacer es limpiar las judías verdes, que es lo más entretenido. Con un pelador les quitamos las hebras de los lados y luego las lavaremos y las cortaremos en tiras de unos 2-3 cm de largo; las reservaremos en un plato. Tras ello, picaremos finalmente la cebolla y el ajo y los reservaremos en un plato también; pero tened la precaución de reservar los ingredientes por separado, sin que se mezclen. Después, pelaremos y picaremos en rodajas finas la zanahoria, y pelaremos y picaremos los champiñones en gajos medianos. Pelaremos y desgranaremos los guisantes y, por último, pelaremos, despepitaremos y cortaremos en cubitos el tomate.

Cuando tengamos todas las verduras limpias (a excepción de las alcachofas, que las dejaremos para el último momento para que no se oxiden), pondremos una cazuela al fuego. Le añadiremos las 5 cucharadas de aceite y lo mantendremos al 60% de potencia. Cuando el aceite esté caliente, añadiremos la cebolla y el ajo, rehogándolos durante 6 minutos y removiéndolos a menudo durante este tiempo. Pasados esos 6 minutos, añadiremos el tomate, el pimentón y la cucharadita de harina, les daremos unas vueltas durante 2 minutos y añadiremos los 400ml de agua a la olla.

Inmediatamente después, añadiremos a la cazuela las verduras que tardan más en cocerse: la zanahoria y las judías verdes. Las mantendremos en el fuego, hirviendo, durante 15 minutos; tiempo que aprovecharemos para poner otro cazo al fuego y cocer 1 huevo duro (ya sabéis, durante 12 minutos echando un chorrito de vinagre al agua para evitar “accidentes”).

Cuando se aproxime el final de estos 15 minutos, limpiaremos las alcachofas y nos quedaremos sólo con el corazón, que cortaremos en 4 y echaremos inmediatamente al agua para evitar que se oxiden. Añadiremos después los guisantes y los champiñones a la cazuela, y mantendremos hirviendo otros 15 minutos. Pasado este tiempo, añadiremos sal al guiso (no la añadimos antes para evitar que las verduras se nos deshidraten – para evitar, por ejemplo, que los guisantes se arruguen-) y añadimos también el huevo cocido (que habremos pelado y cortado en 4 gajos). Mantenemos el guiso en el fuego 5 minutos más y ¡listo! Ya tenemos nuestra menestra lista para emplatar y saborear!!

Espero que os guste.

119_Menestra

99. Hamburguesa con Champiñón fresco, Mostaza y Miel (10 min).

Ay!! Que me pilla el toro para publicar la última receta con ternera que tenía previsto para este lote “carnívoro”. Vamos a ponerle solución rápidamente con una receta igual de rápida: ¡¡una hamburguesita!! Apetecible, ¿verdad? Pues vamos a ver cómo prepararla. Los ingredientes que necesitamos para preparar cada hamburguesa son:

  • 100 gr de filetes de ternera de buena calidad (de los que compramos para preparar el Salteado de Ternera con Pimiento y el Saltimbocca). Si queréis más cantidad de carne, lo dejo a vuestra elección, yo es que como poquito, jijiiji.
  • 1-2 champiñones frescos (dos si son pequeños, uno si es grande)
  • 1 loncha de queso
  • 1 cucharadita de miel
  • 1 cucharadita de mostaza antigua
  • 2 cucharada de mahonesa
  • 1 cucharadita de agua
  • Sal y pimienta negra
  • Unas gotas de aceite de oliva virgen extra.
  • 1 Pan de hamburguesa.

Para preparar la hamburguesa, lo primero que haremos será cortar los filetes en tiras y, estas tiras, las meteremos en el accesorio picador de la batidora. Le daremos unos “golpes” para picarlo, pero mejor hacerlo poco a poco para no pasarnos y que nos quede una pasta. Cuando lo tengamos en el punto deseado, le añadiremos la sal, la pimienta negra y unas gotas de aceite de oliva. Mezclaremos todo con las manos y daremos forma a nuestra hamburguesa, reservándola por el momento.

Tras ello, lavaremos y cortaremos los champiñones en rodajitas y los reservaremos. Por otro lado, prepararemos la salsa. Para ello, cogeremos una tacita pequeña y meteremos en ella la cucharadita de miel y la de agua. Calentaremos esta mezcla 15 segundos en el microondas para que nos resulte más fácil mezclar los dos ingredientes con ayuda de una cucharilla. Añadiremos, tras ello, la cucharadita de mostaza y, por último, la cucharada de mahonesa, removiéndolo todo hasta tener una mezcla homogénea. Listo! Ya tenemos nuestra salsa!!

Ahora sólo nos falta poner la sartén al fuego, al 60% de potencia con una gota de aceite (literalmente, recordad que la mezcla de carne ya lleva algo de aceite). Cuando la sartén esté caliente, metemos la carne y cocinamos al menos 1 minuto por cada lado (si os gusta más hecha, ya sabéis, dadle más tiempo).

Mientras se cocina, abriremos el pan, dejándolo listo justo para cuando esté hecha la carne. Cuando la tengamos lista, la colocaremos sobre el pan, encima de ella pondremos el queso, luego las láminas de champiñones crudos y por último la salsa de mostaza y miel y ¡a disfrutar!

Bueno provecho amigos! See U soon. 😉

099_HamburguesaTerneraChampi

14. Una Carbonara sin Nata (29 min)

Con esta receta gastaremos el resto de los champiñones que habíamos comprado en el Mercado de Chamartín, además, optamos hoy por la versión “ligera” de la receta, ya que no le añadiremos nata. En cuanto a la compra del Bacon, una observación, yo pedí al charcutero un lote 2 lonchas gruesas (0,5 cm de grosor aprox.) y 4 finas, que nos servirán para esta y las próximas recetas.

Pero no nos adelantemos, vamos a listar los ingredientes de nuestra “falsa carbonara”:

  • 50gr de champiñones (todo lo que nos sobró tras preparar el carpaccio)
  • 1 loncha gruesa de bacon (de 0,5 cm aprox de ancho, que serán unos 35 gr)
  • 60 gr de cebolla limpia (ya limpia),
  • 80 gr de pasta (cintas en nuestro caso)
  • 40gr de queso philadelphia
  • 1 huevo (sólo la yema)
  • 100ml de leche
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • Sal
  • Queso rallado (opcional)

Ahora os cuento cómo prepararla:

Lo primero de todo, poner a calentar el horno a 200 grados.
Poner una cazuela con abundante agua y un poco de sal a hervir. Cocer la pasta siguiendo las instrucciones del fabricante de manera que la dejemos al dente, porque luego “remataremos” la cocción en el horno. Apartamos del fuego, enfriamos bajo el chorro de agua fría y dejamos escurriendo.
Mientras tanto, cortar la cebolla en juliana fina (tiras finas) y ponerlos a pochar en una sartén con dos cucharadas de aceite, al 50% de potencia, durante 5 minutos. Mientras tanto, lavar, pelar y cortar los champiñones en gajos y añadir a la sartén cuando hayan pasado los 5 minutos que comentábamos antes. Cortar ahora el bacon en bastones y añadir a la sartén con el resto de ingredientes, dejando pochar el conjunto durante 7 minutos más, removiendo de vez en cuando.
Mientras la sartén sigue “trabajando”, prepararemos la salsa, poniendo en el vaso de la batidora el queso, la leche, la yema de huevo y un poco de sal. Batimos el conjunto, comprobamos el punto de sal y corregimos si es necesario.
Para terminar el plato, ponemos en una fuente apta para horno la pasta, regamos con la salsa y ponemos por encima el contenido de la sartén (bacon, cebolla y champiñón). Si queremos, podemos añadir algo de queso rallado por encima. Metemos en el horno y horneamos durante 12 minutos. Sacar del horno y ¡¡a comer!!

014_CarbonaraSinNata

13. Carpaccio de champiñón con chips de aceituna negra (25 min)

Esta receta es súper-sencilla, sana y sabrosa (las tres “S”) y aborda uno de los ingredientes que más guerra dan: los champiñones. ¿Quién no ha comprado alguna vez una barqueta que se hace eterna y acaba criando “pelitos” en la nevera por menos de ná? Por lo menos yo lo he sufrido más de una vez, por eso, siempre que puedo, intento comprarlos a granel. Hoy me he dado el gustazo y he comprado 200 gr en el Mercado de Chamartín, que me servirán para esta receta y la siguiente. Si tenéis ocasión, visitadlo, que está precioso y tiene muy buenos productos.

Para preparar el carpaccio necesitaremos:

  • 2 cucharadas de zumo de limón recién exprimido (del que nos sobró “pelado” después de hacer el arroz con leche)
  • Aceitunas negras sin hueso al gusto (de las que quedaron después de adornar el bacalao).
  • 150 gr de champiñones
  • 4 cucharadas de aceite de oliva
  • Sal gorda (una buena cantidad)
  • Sal normal
  • 1 ramita de perejil

Precalentar el horno a 220 grados. Lavar y cortar las aceitunas negras, a lo largo, por la mitad. Preparar en una fuente de horno una buena capa de sal gorda, poner las mitades de aceituna sobre ella boca abajo y, sobre ellas, otra buena capa de sal. Os pongo una foto de ejemplo.

013_CarpaccioMakingOff

Metemos la bandeja en el horno, ponemos la posición arriba y abajo con ventilador (si tenemos) y horneamos unos 20 min.
Mientras las aceitunas se hornean, lavar y quitarles el pie a los champiñones. Yo recomiendo además pelarlos (la piel se saca bien con el borde del cuchillo si tiramos desde el pie). Dependerá de la prisa que tengáis, pero si los peláis, el aliño penetrará mejor en la carne del champiñón. Cortarlos después en finas lonchas y disponerlos en el plato en círculos concéntricos.
Preparar el aliño con las 4 cucharadas de aceite, las dos de zumo, una pizquita de sal y el perejil bien picado. Lo metemos todo en un botecito (como hicimos en la receta de la “Ensalada Ibérica”), tapamos y lo agitamos bien cual coctelera. Luego, repartir este aliño de manera uniforme sobre los champiñones, con ayuda de una cucharilla, para que todos los champiñones tengan su poquito de salsa 😉
Si llegado este punto ya han pasado los 20 min de las aceitunas, sacar la bandeja del horno, apagarlo, jejeje, y sacar las aceitunas de la sal, con cuidado porque estarán muy calientes. Les quitamos entonces los restos de sal que puedan tener pegada y los cortamos en cubitos pequeños (como de 2x2mm). Ya tendremos entonces los “chips” de aceituna negra, que esparciremos sobre el carpaccio y ¡lo tendremos listo! Espero que os guste, está muy sabrosona esta receta!!

Nota: Os recomiendo hacer los chips con todas las aceitunas que os sobraran de la receta del bacalao, pues es una forma de conservarlas y además son muy resultonas para otras preparaciones (ensaladas, focaccias, sándwiches, etc.). Si no os llama mucho la atención y queréis conservar las aceitunas más tiempo, os recomiendo no tirar el caldo de la lata en la que vienen. Si lo echais por contra en un frasquito de vidrio, ponéis ahí las aceitunas sobrantes y lo guardáis en la nevera, pueden aguantaros un par de semanas mínimo.

013_CarpaccioChampinon2